TERTULIA, de Ángeles Santos

4tertulia
ÁNGELES SANTOS TORROELLA
Tertulia, 1929
Óleo sobre lienzo
130 x 193 cm
Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, Madrid

Ángeles Santos Torroella (Portbou,1911 – Madrid, 2013), pintora e ilustradora, fue una artista precoz entregada al arte de vanguardia de manera fortuita, cercana al surrealismo y al expresionismo, acaparados a posteriori su atención y su trazo por el cubismo y el postimpresionismo y admirada por figuras de la talla de Juan Ramón Jiménez, Ramón Gómez de la Serna, Federico García Lorca y Jorge Guillén, todos ellos intelectuales de la Generación del 27.

Comenzó a pintar a la edad de 14 años y a lo largo de su niñez y adolescencia vivió a caballo entre Girona (provincia en la que nació y en la que residía su familia materna), Salamanca (ciudad natal de su padre), Sevilla (donde fue internada en el colegio de las Esclavas del Sagrado Corazón) y Valladolid (donde llevó a cabo sus pinturas más icónicas y trascendentes). Durante su estancia en Valladolid recibió clases particulares del pintor italiano Cellino Perroti y fue por entonces cuando, tras participar en una exposición colectiva de artistas vallisoletanos, la cual tuvo a bien impulsar la Academia de la Purísima Concepción y que fue consecuentemente organizada por el Ayuntamiento de Valladolid, sus obras se constituyeron en el objetivo de la crítica: tanto por el carácter espontáneo e ingenuo que a estas les transfería su autora, como por la temprana edad de la misma, que no contaba más de 16; este hecho favorable catapultó a la joven artista a la vida pública, a una creatividad y productividad desbordantes y al acontecimiento que sin duda marcaría su trayectoria: el nacimiento de sus obras más representativas (como es el caso de la que nos ocupa). En adelante, Ángeles Santos iniciaría una carrera de vaivenes en su relación con el arte, experimentando una serie de crisis artísticas que irían a desembocar en períodos marcados por su inactividad pictórica.

Entre sus obras más destacadas encuentra un merecido reconocimiento “Tertulia”, un cuadro de grandes dimensiones incluido en el libro Las cien mejores obras del siglo XX: historia visual de la pintura española, de Francisco Calvo Serraller. Es este un trabajo desvinculado del tratamiento naíf por el que la artista se halló atraída y explotó desde sus inicios. De una forma que podríamos definir como enigmática, Ángeles Santos fue capaz de inducir el nacimiento de una composición que, lejos de la naturaleza onírica de sus producciones previas, vino a conformar el resultado de un sentimiento, primariamente latente, que se manifestó ex profeso en esta obra. En la España de los años 30, la mujer se encontraba sometida y bajo el control de la sociedad patriarcal de la época. Así como no estaba bien visto que las mujeres se personaran en los cafés, donde polemizar y compartir impresiones con otras personas, sí lo estaba el encierro al que eran abocadas en un intento más que insultante de privarlas de su libertad. En el cuadro vemos, pues, a cuatro mujeres en un ambiente doméstico, precisamente el lugar al que estaban relegadas para realizar sus tertulias. Ángeles Santos vivió inmersa en semejante panorama y aun sin ser consciente, quizá, de ello, no solo reflejaba en esta escena los principios de la Nueva Objetividad, el movimiento artístico que surgió en Alemania allá por los años 20 del pasado siglo y cuya principal característica quedaba representada en la huída frente al arte emocional, sino que también denunciaba la realidad del momento sirviéndose de su talento y su experiencia para retratarla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s