LAS FALLAS: Crítica satírica de la sociedad.

La falla es un catafalco artístico y satírico que persigue criticar alguna conducta social, amorosa, política, etc. de la sociedad actual.

Antorchas, hogueras, peleles y entablados, durante mucho tiempo recibieron el nombre de fallas, pero progresivamente se fue restringiendo el uso de esta denominación para referirse a las piras satíricas, es decir, a aquellas que sobre un tablado exponían a la vergüenza pública los vicios o prejuicios imperantes.

1 2 34

Son unos peculiares monumentos, realizados con materiales combustibles (cartón, madera, etc.), que se montan en las plazas y en los principales cruces de calles de la ciudad de Valencia; se exponen al público durante varios días y se queman en la noche del 19 de marzo, festividad de San José.

La confección de los monumentos corre a cargo de los artistas falleros y son posibles gracias al esfuerzo de los vecinos de cada barriada que, agrupados en comisiones, trabajan durante todo un año para organizar la fiesta. Cada artista fallero elige la figura que considera más lograda del monumento que está construyendo y, unas semanas antes de proceder a la plantà de la falla (colocación en la calle), todos los ninots seleccionados se presentan en una exposición conjunta.

6 7 8 9

Mediante una votación popular se premia aquel ninot que, por su belleza o su gracia e intención satírica, la vox populi considera merecedor del indulto del fuego. Los ninots premiados cada año (uno de las fallas grandes y otro de las infantiles) se incorporan al Museo Fallero, situado en un edificio anteriormente convento de los Padres Paules.

Este museo recoge los ninots más graciosos y mejor hechos de la historia de las Fallas desde 1934. En él se observa la evolución de los materiales (cera, cartón, poliéster, etc.), la evolución de la modelación, de los colores… Junto a las fotografías de las mejores fallas y los carteles anunciadores que han ganado el concurso anual, conforman sus fondos y el patrimonio de la cultura popular y de esta fiesta mayor que son las Fallas de Valencia. Un bonito “álbum familiar” de lo acontecido a lo largo de tantos años en la vida de las Fallas.

La temática de las fallas ha variado a lo largo de la historia. La característica peculiar de las fallas satíricas es la figuración de un hecho social censurable. Tienen un tema concreto y responden a una intención crítica o cuando menos burlesca. A diferencia de las simples hogueras y de las piras de trastos viejos, en ellas se representan escenas que aluden a personas, sucesos o comportamientos colectivos que los falleros consideran merecedores de corrección o dignos de irrisión. Dos temas ocuparon preferentemente a los falleros a mediados del siglo XIX: la falla erótica y la crítica social.

En un principio servían para criticar hechos que ocurrían en los barrios o temas de marcado carácter local. Pero poco a poco, y a veces a escondidas, empezaron a criticar personajes de relevancia local. Desde la Transición, las Fallas han tocado temáticas más globales y terminan criticando temas de la política y la sociedad local, autonómica, estatal y global. Sin embargo abundan las fallas que dedican sus críticas a temas banales como la televisión, los famosos y la prensa rosa.

12 FALLAS VALENCIA 10

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s